martes, 4 de diciembre de 2007

Recuerdo


Hace varios meses pedí un deseo de corazón,
Que permitieras que mi sueño se hiciera realidad,
El destino me hizo olvidar alcanzarte,
Hasta que una noche juntó los elementos necesarios.

Muchas vueltas dieron los caminos,
Tal vez te olvidé, tal vez me olvidaste,
Solo sé que como siempre había sido,
La energía percibida y la atracción seguían latente.


Una noche perfecta nos observó entregarnos
A mil deseos y sueños sin cumplir,
Invocamos, nos besamos y hasta el cansancio nos tocamos,
Pero lo bueno no dura y tuvimos que partir.

Entre sonrisas, calles, humos y tragos,
Me enamoraste tanto que me quemaste,
Dejaste huellas por todos lados,
Maldita cobardía que me dejó perderte.

A veces quisiera llamar a preguntarte,
Qué sentiste que te hizo alejarte,
Cómo pudiste de verdad ser tan cobarde,
Porqué decidiste desviarte y no contarme?

No hay comentarios: