miércoles, 13 de febrero de 2008

Una vez más

Mmmm!  Con tantas explosiones vividas en una sola noche es un poco difícil sacarte de mi cabeza!
No te veía como hoy desde hace varios meses, no me veías como hoy desde hace mucho tiempo, más del que quisieras, más del que tu cuerpo y el mío piden.  Luego de esta noche, lo sé.
Te ví, te saborié, te besé, te recordé y te hice tocar el cielo, viajando con vos enganchada a las estrellas.  Me viste, me tocaste, me demostraste que te extrañaba sin saberlo, me sentiste y descubriste después de tanto tiempo una nueva forma de explotar.
Sin descanso jugamos a ser una vez más especialistas en seducir y acabar con el otro, nos probamos que nos conectamos de manera perfecta y que sin afectación del tiempo que estuvimos separados, estamos moldeados para encajar en el cuerpo y movimiento del otro.
Te recorrí, me recorriste...Qué habrá en este momento en tu mente! Sé que la mía no puede concentrarse en nada más que la satisfacción de haber pasado por tu cuerpo tantas veces como esta noche permitió.
Y vos... estabas ahí!  Presionaste el botón que me liberó del asiento en el que viajaba y me expulsaste a recordar todas estas sensaciones... Me empujaste suavemente al vacío y en la caída al cielo te asomaste para recordarme que realmente controlás mi mente y para mostrarme que todo lo vivido no alcanza a igualar lo que nos espera en el horizonte sin tormentas que viviremos cuando esta locura acabe.

No hay comentarios: