jueves, 11 de octubre de 2007

Esta ciudad mía esta en caos!

Unos corren para un lado analizando lo que vivo, otros están absortos soñando, otros están tratando de entender lo que le pasa al motor del sistema, y existen otros que se debaten entre el fuego y las notas musicales, intentando convencer a sus vecinos que el placer está disponible para todos, y que su única labor es entregarse a él, pues nada debe ser más importante que el placer de habitar en un sistema tan particular como este.

Se enamoran, sienten odio, lloran, se desesperan, gritan, sienten tanta impotencia como el padre de Icaro al saberlo cayendo a una muerte fija, les duele el amor, se excitan, bailan y sueñan.  Cada instante magnifican cada una de sus sensaciones y hacen aún más caótica esta ciudad.

Será que alguien podrá tomar las riendas y llevar a estos habitantes hacia un mismo destino? O mejor dicho, hacia un mismo estado, porque un destino se alcanza cuando se acaba la existencia y no sería aceptable alcanzar la armonía de la ciudad antes de su ocaso.

Estoy buscando solución a esa intriga, pues por el bien de la ciudad y del sistema en si, es necesario que el caos sea mitigado sino puede ser eliminado.

Serás vos con tus símbolos, miradas, gestos e ideas quien logrará lo que pido?

No hay comentarios: