lunes, 14 de abril de 2008

Si yo fuera ella le hubiera dicho

Yo no te pido nada más que tu sonrisa
Yo no te pido nada más que caminar junto a vos
Yo no te pido nada que te pueda hacer daño
Yo no te pido que renunciés al mundo por mí

Yo no te pido que me digás que me amás
Yo no te pido que luchés contra dragones por mí
Yo no te pido que soñés conmigo todas las noches
Yo no te pido que cambiés tu vida por mí

Lo único que yo te pido es que me dejés conocerte
Lo único que yo te pido es que disfrutés conocerme...
Pues muchas cosas han pasado y tal vez hemos cambiado, pero las vueltas de la vida nos han juntado una vez más y creo que es justo darnos la oportunidad.

Hacerte daño no es mi intención, al hacerlo me dañaría también y no veo para qué hacerlo, lo único que te pido es eso y pues que veamos a donde iremos a parar.

No hay comentarios: